Doctor Jekyll y Mr. Hyde

  • por

Hoy quiero hablar de otro clásico de la literatura. Esta vez, es una obra de suspense cargada de ciencia ficción y que describe la una de las facetas más crudas de la naturaleza del ser humano: la ira y la maldad. Desgarradora y a la vez intrigante, la novela El misterioso caso del Doctor Jekyll y Mr Hyde o El Doctor Jekyll y Mr. Hyde, como también es conocida, es una obra maestra de Robert Louis Stevenson que no os podéis perder.

1. Autor (Robert Louis Stevenson)

Robert Louis Stevenson (1850-1894) fue un poeta y ensayista escocés. Aunque sólo vivió hasta los 44 años, a causa de la tuberculosis, nos dejó un gran legado repleto de novelas históricas, aventuras, lírica, ensayos y crónicas de viaje. Además, fue autor de muchas historias fantásticas y aventuras clásicas de índole juvenil, como La Isla del Tesoro. Sus obras sirvieron de inspiración a otros grandes maestros como Borges y H.G. Wells

2. Reseña de Doctor Jekyll y Mr. Hyde

Esta gran novela nos sitúa en la piel de John Utterson, un joven abogado inglés que investiga un extraño caso relacionado con su amigo, el eminente doctor Henry Jekyll y un misterioso desconocido, bruto, harapiento y cruel, llamado Mr. Hyde.

Existe controversia alrededor del proceso de escritura subyacente a la novela. Es reconocido que Stevenson la escribió como fruto de algunas escenas que él mismo había soñado durante una pesadilla. Tras terminar su manuscrito, se lo dio a leer a su mujer (algo que hacía habitualmente con sus obras) y esta anotó sus críticas al margen. Existen varias versiones a partir de este punto. Algunos cuentan que a base de las críticas la quemó y la volvió a escribir en tres días. Otros, en cambio, sostienen que no llegó a destruir el manuscrito. Esto es un hecho que jamás sabremos con absoluta certeza, pero que deja de manifiesto la capacidad de escritura que tenía este autor, pues en un período de 4 a 6 semanas ya tenía lista la novela para ser publicada, incluso estando gravemente enfermo en el momento de la escritura.

En cualquier caso, la trama os enganchará desde el primer momento. Desde la primera palabra, en una oscura noche londinense, se ponen boca arriba todas las cartas de esta misteriosa y trepidante aventura alrededor de la mente y el alma humana. A pesar de tener argumentos de ciencia ficción, la trama se presenta de forma creíble y los conflictos y diálogos entre los personajes están muy bien construidos. Los personajes, asimismo, son fieles reflejos de la sociedad de la época, incluyendo al misterioso y misántropo Hyde.

Toda la acción discurre alrededor de la disociación del alma y la mente, proponiendo al lector un mecanismo posible mediante el cual fuera posible separar el bien del mal. Creo que, al igual que sucede con algunos autores como H.G. Wells, esta novela nos incita a recapacitar acerca de la posibilidad de transgredir las normas que gobiernan nuestro mundo. Yo lo he leído varias veces y aunque no quiero desvelar la trama, os aseguro que lo empezaréis y no podréis dejar de leer, pues es una lectura muy amena y sencilla.

Un punto muy positivo a su favor es el hilo argumental, tejido de forma magistral y controlado en todo momento de forma precisa. Los personajes son muy creíbles y la interacción entre los mismos está muy conseguida. Por otro lado, quiero destacar la creatividad e inventiva del autor, manifiesta en el personaje de Hyde. Un fiel reflejo de la esquizofrenia, pero llevado al extremo y mezclado con el poder de cambiar la realidad, a cualquier coste, incluso el de la propia vida humana.

Esta novela es, sin duda, otra lectura muy recomendada para todos. Os cautivará, sin lugar a dudas. Tenemos mucho que aprender acerca del estilo y la simplicidad con la que está escrita. Espero que disfrutéis de ella tanto como yo.